El alcalde de Nueva York: “apoyo las criptomonedas pero no la criptominería”

| 3 min read

El alcalde de EE.UU. que se dio a conocer en el criptoverso como partidario de Bitcoin (BTC) y aliado de la industria se opone ahora a la minería de criptomonedas, citando el alto consumo de energía. Mientras tanto, un multimillonario insta al estado a deshacerse de BitLicense “de inmediato”.

El alcalde de la ciudad de Nueva York, Eric Adams, se ha consolidado como un entusiasta de las criptomonedas, prometiendo hacer de la Gran Manzana “el centro de los bitcoins” durante su campaña del año pasado, así como cobrar sus tres primeros sueldos en las criptomonedas. Sin embargo, ahora está en contra de la forma en que se obtienen las nuevas monedas, diciendo que se pone del lado de los grupos ecologistas que se oponen a la minería de criptomonedas debido a su alto consumo de energía.

“Apoyo la criptomoneda, no la minería de criptomonedas”, dijo Adams en una sesión conjunta de legisladores estatales en Albany, informó el New York Post.

En los últimos años, el estado de Nueva York se ha convertido en uno de los mayores centros de minería de Bitcoin del país. Los datos obtenidos por CNBC del pool minero estadounidense Foundry USA sugieren que el pasado mes de octubre, el estado albergó la mayor parte del hashrate de bitcoin del país, con un 19,9%, seguido de Kentucky, con una participación del 18,7%, y Georgia, con un 17,3%.

La última medida llega después de que los ecologistas criticaran a Adams por no adoptar una postura firme contra las operaciones de minería de criptomonedas.

El grupo ecologista local Seneca Lake Guardian, una organización sin ánimo de lucro creada para protestar contra una planta de gas a orillas del lago Seneca que se utiliza, entre otras cosas, para alimentar una instalación de cripto-minería, acogió con satisfacción la declaración del alcalde.

“Seneca Lake Guardian se siente aliviado al ver que el alcalde Adams nos ha escuchado y entiende las grandes amenazas que la minería de Bitcoin supone para el Estado de Nueva York”, dijo Joseph Campbell, presidente del grupo.

El pasado mes de diciembre, Seneca Lake Guardian dijo a sus partidarios que hicieran llamadas telefónicas a la gobernadora del Estado de Nueva York, Kathy Hochul, y la “instaran a detener” la minería de Bitcoin en el Estado, empezando por la central eléctrica de Greenidge en el Lago Séneca, y la central eléctrica de Fortistar propuesta para el Condado de Niágara.

“Las empresas están llegando al estado de Nueva York y quieren reabrir plantas de energía sucia formalmente clausuradas con el fin de generar electricidad para sus operaciones privadas de minería de criptomonedas”, dijo la organización no gubernamental en su declaración.

Como se ha informado, se estima que la red de minería de Bitcoin contribuye en menos del 0,08% a las emisiones totales de dióxido de carbono (CO2) del mundo.

Mientras tanto, Bill Ackman, director general de la firma de gestión de fondos de cobertura Pershing Square Capital Management, ha sugerido que el estado se deshaga de BitLicense, la licencia comercial que las empresas centradas en criptoactivos deben obtener del Departamento de Servicios Financieros del Estado de Nueva York.

“No podemos perder más neoyorquinos. NY está en camino de convertirse en un centro de innovación de criptomonedas. Eliminemos las barreras, creemos oportunidades para el crecimiento y la innovación, y ayudemos a nuestro estado y ciudad!” , tuiteó Ackman.